Alcalde Leonidas González continúa atendiendo a pacientes con diabetes

183

A pesar de la guerra económica y de la pandemia mundial generada por el Covid-19, el alcalde bolivariano Leonidas González continúa atendiendo a los pacientes insulinodependientes a través del Club de Diabetes ubicado en el Consultorio Médico Hugo Rafael Chávez Frías, desde donde se le tiende la mano con medicamentos y asistencia gratuita a más de 200 pacientes mensualmente, tanto niños como adultos.

A través de la Dirección de Desarrollo Social y Humano, presidida por la primera combatiente Yudiris Leal, desde que se fundó el Club hace un año, a los mismos se les entrega insulina, glucómetros, tiras y lancetas. A esto, informó el coordinador municipal del Club, Jefferson Oliveros, se suma la consulta los días viernes en donde se les hace una valoración médica, se les toma la tensión arterial, peso, talla y glicemia capilar. «En el mes de mayo recibimos 2 mil insulinas y se abrieron los Club de Diabetes en todos los ambulatorios y CDI del municipio; a cada uno se le entregó un kit de arranque. Para obtener este beneficio el paciente debe dirigirse al centro de salud más cercano con la copia de la cédula y un informe médico que indique el tipo de insulina y las unidades que necesita; sino tiene el informe en la consulta se le realiza, ya que hay un médico responsable por cada centro. En el caso de los niños deben llevar copia de la cédula de su representante, copia de la partida de nacimiento y el informe médico por parte del endocrinólogo pediatra» explicó Oliveros, al tiempo que acotó que el gobierno municipal no sólo atiende a los pacientes registrados sino también las emergencias como es el caso de los pacientes descompensados, a quienes se anexa al Club por medio de los reportes de la Sala Situacional.

Actualmente el Programa de Diabetes del municipio Lagunillas, a cargo de la Dra. Miracle González, asiste a más de 600 personas en las diferentes fases que son captación, seguimiento, control del medicamento, ayuda social y consulta médica, siendo visto como un gran apoyo por parte de los pacientes y sus familiares, ya que no tienen que ir a la ciudad de Maracaibo para controlarse, tal y como lo manifestó Berna Albarracín, esposa de un paciente beneficiado.